TORRELAVEGA

Sniace comenzará a fabricar toallitas biodegradables libres de plástico

Prevé incrementar las ventas de este tipo de fibra hasta las 8.000 Tm en 2021.
Sniace espera poner en marcha Viscocel a primeros de noviembre
Sniace espera poner en marcha Viscocel a primeros de noviembre

Sniace lanzará este mes los pedidos de su nueva línea de producción de fibra viscosa de micro-corte, tras haber superado las pruebas definitivas hechas en Alemania que le permiten fabricar toallitas biodegradables libres de plástico. Además, con las innovaciones realizadas en la planta, ubicada en Torrelavega, prevé incrementar las ventas de este tipo de fibra hasta las 4.000 Tm vendidas en 2020 y a las 8.000 en 2021.

En un comunicado, la empresa señala que esta nueva línea de producción constituye "una de las iniciativas emblemáticas de la nueva etapa de la compañía". Ha explicado que la viscosa es una fibra textil de origen forestal y biodegradable, que para su aplicación en toallitas dispersables necesita tener un corte muy pequeño.

Así, ha indicado que las mejoras introducidas en los procesos de producción, dentro del Plan Estratégico 2018-2020 permitirán lanzar definitivamente los pedidos de los equipos principales de esta nueva línea.

OTROS PROYECTOS

Además, el plan estratégico también prevé la mejora de la cocción de la madera en la planta de celulosa, proyecto que estará operativo, coincidiendo con la parada anual de la instalación, en el primer cuatrimestre del año que viene. En su planta de celulosa, ubicada en Torrelavega, la empresa selecciona la madera de mejor calidad, con el objetivo de fabricar una celulosa dissolving (soluble) de alta pureza.

Según Sniace, este nuevo proyecto supondrá "una reducción de costes y la obtención de un producto más rentable, al ser de mayor calidad". Permite la obtención de una celulosa de mayor calidad y una mejor fibra viscosa. Fuentes de la compañía aseguran que las nuevas técnicas aplicadas van a suponer un incremento en la producción de celulosa del 12 %.

Además, Sniace ha informado que la empresa está trabajando también para finalizar el 16 de octubre el 'puente 60-20', un sistema de conversión de vapor de 60 a 20 bares de presión, que "supondrá una mejora en la distribución de vapor y una mayor producción eléctrica en la turbina de vapor, con efectos positivos tanto en reducción de costes como de incremento de ingresos".

Sniace ha reconocido que la generación eléctrica resulta "muy importante" para la compañía ya que produce localmente tanto la energía eléctrica como el vapor necesario para su proceso industrial en la planta de cogeneración, "lo que supone un menor impacto medioambiental frente a otras fuentes de generación de energía, así como una relevante fuente de ingresos para la sociedad".