CANTABRIA

“Tarde o temprano, Igualatorio Cantabria dejará de ser lo que es”

El director general de la empresa, Pablo Corral, señala que “el mercado está sufriendo cambios y será difícil que Igualatorio Cantabria, al igual que ha ocurrido con otros Igualatorios, siga conformado en la forma actual”.

El director general del Grupo Igualatorio, Pablo Corral. Foto: edc
El director general del Grupo Igualatorio, Pablo Corral. Foto: edc

“El mercado está sufriendo cambios y será difícil que Igualatorio Cantabria, al igual que ha ocurrido con otros Igualatorios, siga conformado en la forma actual”. Así ha explicado el director general del Grupo Igualatorio, Pablo Corral, el futuro de la principal compañía de sanidad privada de Cantabria, cuyo hospital cumple 20 años, en una entrevista concedida al Club de Prensa Pick Santander, en la que también ha reconocido que la compañía, cuya situación económica es solvente, tiene “muy difícil traspasar nuestras fronteras de forma independiente”. Esta situación, para Corral, hace comprensible que Igualatorio Cantabria sea “el blanco de muchas compañías” para su absorción o fusión, como de hecho ya ha ocurrido con anterioridad con empresas similares a ésta en muchos otros lugares de España.

Esto no implica, ni mucho menos, que la situación del Igualatorio y de Clínica Mompía sea mala, ni que esté en riesgo. Al contrario, según Corral “nuestros médicos tienen pacientes en sus consultas y trabajan mucho”, pero desde el punto de vista de empresa existen “inquietudes que, en ocasiones, no coinciden con  las de sus profesionales”. Como ha señalado, 325 médicos los son propietarios de la compañía.

“Cantabria está empezando a presentar los síntomas del paciente que se está haciendo mayor y nadie le hace caso”, ha explicado Corral

El director general del Grupo Igualatorio ha aprovechado la ocasión para realizar un análisis de la situación de la sanidad y la actualidad cántabras. Respecto a la primera, y en relación a las supuestas irregularidades en las contrataciones del Servicio Cántabro de Salud (SCS), se ha mostrado preocupado, no tanto como un responsable de una empresa privada “sino como ciudadano”. Según ha señalado, “son recursos públicos que deben gestionarse de la forma más transparente y eficiente posible”.

Durante la entrevista se ha incidido en este aspecto, y el representante de Igualatorio Cantabria no duda en considerar que la comunidad está “renqueante”. “Cantabria está empezando a presentar los síntomas del paciente que se está haciendo mayor y nadie le hace caso”, ha explicado Corral para reafirmarse en que “no la veo positiva, ni tan motivada como años atrás”.

“Hay indicadores que señalan que algo no va bien, y los encargados de hacer esos cambios no están atentos a ellos por estar entretenidos en otras cuestiones”, ha apuntado, echando “en falta colaboración y diálogo entre todos los grupos políticos” para lograr que “el ciudadano disfrute de una situación lo más cómoda posible en todos los ámbitos”.

El director general del Grupo Igualatorio, Pablo Corral, durante la entrevista en el Club de Prensa Pick. Foto: edc

PRIVATIZACIÓN Y SANIDAD PÚBLICA

Durante el encuentro en el Club de Prensa Pick las diferencias entre sanidad pública y privada han tenido un gran protagonismo. Corral, impulsor del Colegio de Médicos de Cantabria, que presidió durante 7 años, ha asegurado que Igualatorio Cantabria es una institución del año 1952, y sus profesionales siempre “han demostrado la seriedad y el compromiso con la sociedad de Cantabria”, lo que ha logrado un “cierto calado en la población”. Sin embargo, ha reconocido que “en la gente más joven esto se empieza a perder”.

Respecto al concepto de la privatización de servicios, Corral considera que el concepto ni se entiende ni se está utilizando bien. “De un tiempo a esta parte todo lo que suena a privado se ha demonizado”, ha reconocido para, a continuación, señalar que una empresa privada trabaja para hacerlo lo mejor posible arriesgando los recursos que ella misma genera. En este sentido, y respecto al caso de Valdecilla, ha recordado que después de muchos años de mantener una situación que era incómoda para pacientes y profesionales “había que terminar un hospital y se encontró esa fórmula”.

A su juicio, el rechazo a la privatización se debe “a una falta de conocimiento sobre lo que es privatizar”

Aunque es cierto que “en el desarrollo posterior ha sido donde se han encontrado luces y sombras”, Corral cree que “lo importante es que ahora tenemos un Valdecilla funcionando, y que  las encuestas de valoración del hospital son positivas para las distintas áreas del mismo”.

A su juicio, el rechazo a la privatización se debe “a una falta de conocimiento sobre lo que es privatizar”. “Como empresa privada entiendo que podemos aportar mucho, pero no se nos utiliza bien”, ha lamentado, lanzando una mano tendida a una colaboración con la sanidad pública: “la sanidad privada puede jugar un papel importante complementando a la pública”, y “sumar es la palabra para poder lograr la mejor salud para Cantabria”.

Y para mejorar esta salud Corral también contempla la necesidad de inculcar la formación en salud en los más pequeños. “Sin duda  es algo en lo que hay que mejorar. Los niños pueden llegar a ser son uno de los  instrumentos  en materia preventiva que mejor resultados puede dar a corto plazo”, ha valorado, afirmando que  a nivel nacional “carecemos de buenos hábitos en salud, deporte y alimentación”.

Para el director general, “estamos aprovechando muy poco el potencial que un niño, a través de la formación, puede tener en materia preventiva”, y “es algo de lo que nuestros gobernantes se tienen que concienciar”.

Foto de familia del Club de Prensa Pick y el director general del Grupo Igualatorio, Pablo Corral. Foto: edc

RETOS DE FUTURO

Para el director general del Grupo Igualatorio el gran reto de futuro es “actualizarnos”. “No quiere decir que nos hayamos quedado desfasados, pero hay esforzarse por estar al día en la aplicación de las nuevas herramientas de gestión sanitaria”, ha aclarado. Y es que el modelo asistencial está cambiando, tendiendo cada vez menos a la hospitalización prolongada y a realizar los procesos quirúrgicos de forma más ambulatoria.

“La sanidad privada puede jugar un papel importante complementando a la pública”

Y entre todos estos retos de futuro, “el cambio más inmediato es el de poner en marcha la historia clínica digital”.

Durante sus años de actividad, Igualatorio Cantabria y Clínica Mompía han incorporado nuevos servicios. Según ha detallado Corral, la aseguradora actualmente ofrece unos 10 productos diferentes, después de empezar su andadura con prácticamente dos. Entre todos ellos ha destacado la póliza Esentia, “seguro de coste más bajo que el resto, pero por supuesto no de inferior calidad”, que a su juicio “nos ha servido de referente para que los cántabros puedan disfrutar de la medicina privada, y además como un freno a la salida de asegurados que por diferentes motivos no han podido mantener el que venían disfrutando”. 

A esto se suman la incorporación de nuevas instalaciones como la unidad de cuidados intensivos o la nueva área de partos. “Con ellas claramente hemos dado un salto en la calidad asistencial”, ha asegurado, destacando que toda esta inversión “sale de los socios”, aunque sea de forma indirecta.

Sin embargo, este proceso de transformación en materia asistencial tiene dos limitaciones que, como ha reconocido Corral, no podrán superarse al menos a corto y medio plazo. Se trata de las atenciones con medios propios a patología coronaria y neurovascular. Ambas “requieren un equipamiento muy sofisticado, muy costoso económicamente hablando. No seríamos capaces de hacer eficientes los recursos destinados a ellos debido al escaso número de casos que se atienden, fuera de la sanidad pública, en nuestra comunidad. Es más, sería una irresponsabilidad empresarial y no queremos  caer en el error de algunos servicios sanitarios autonómicos en los que todos sus hospitales tienen que tener de todo”, ha explicado.

Para el director general del Grupo Igualatorio, todo este trabajo se ha traducido tanto en un reconocimiento institucional como en la satisfacción de los asociados. De hecho, como ha recordado, un barómetro de la sanidad privada “en el que el Igualatorio no estuvo involucrado en su elaboración” señalaba que en Cantabria existe el “mayor nivel de satisfacción en sanidad privada, y al ser líderes en ella asumimos ese dato”.

El director general del Grupo Igualatorio, Pablo Corral. Foto: edc

RESPONSABILIDAD SOCIAL CORPORATIVA Y FORMACIÓN

Aunque relacionado con la salud y la sanidad, la actividad del Grupo Igualatorio fomenta mucho la formación y la Responsabilidad Social Corporativa (RSC). Precisamente en este último aspecto, Corral ha señalado que todo lo relacionado con colaboraciones con las ONG “ha partido de nuestros profesionales, que son los que plantean los proyectos” y que “tienen todo nuestro apoyo ahora y en el futuro”. En este sentido, como “empresa sanitaria” tienen muy claro hacia dónde apostar, y eso se traduce en los compromisos y los patrocinios en el deporte, donde están vinculados actualmente al baloncesto tanto masculino como femenino, habiendo patrocinado el atletismo, el judo o las traineras entre otros.

Respecto a la formación, el director ha asegurado que la puesta en marcha del Grado en Enfermería ha sido “una de las iniciativas, no clínicas, más satisfactorias para la dirección”, porque consideramos que se estaba “desperdiciando un valor”, el de nuestros profesionales que, como portadores de conocimiento, pueden “enseñar lo que saben a otros”.

Y el balance “es muy positivo, tanto de los alumnos como de los padres”, tanto que a fecha de hoy “podríamos tener lleno el cupo para el año que viene”.