ECONOMÍA

Piélagos saca a licitación la renovación del alumbrado de Parbayón, Arce y Oruña

Cambio de iluminación en los pueblos de Piélagos
Cambio de iluminación en los pueblos de Piélagos

El Ayuntamiento de Piélagos ha sacado a licitación la renovación del alumbrado público de las localidades de Parbayón, Arce y Oruña por un importe de 725.948 euros (IVA incluido).

Así lo ha anunciado la alcaldesa, Verónica Samperio, quien ha hecho hincapié en que esta última actuación, promovida por el equipo de Gobierno (PSOE-PRC-AVIP), permitirá concluir la modernización del alumbrado público, iniciada la pasada legislatura, mediante la sustitución de tecnologías obsoletas, como las lámparas de vapor de sodio, por otras nuevas de LED en los 12 pueblos que integran el municipio, ha indicado el Consistorio en nota de prensa.

En este sentido, ha recordado que en el periodo 2015-2019 los socialistas y los regionalistas iniciaron un proyecto de eficiencia energética para contribuir al desarrollo sostenible mediante la disminución tanto del consumo energético como de la emisión de CO2 a la atmósfera.

Con esta finalidad, se renovó el alumbrado público de Mortera y Carandía en 2017; y el de Renedo, Quijano, Barcenilla y Vioño --este último en colaboración con el Gobierno de Cantabria-- en 2018.

Samperio ha recordado que durante la presente legislatura se han sustituido otras 826 luminarias en Boo, mientras que en la actualidad se está procediendo al cambio de 1.030 luminarias más en las localidades de Zurita y Liencres.

PARBAYÓN, ARCE Y ORUÑA 

La regidora ha explicado que el último proyecto de eficiencia energética del alumbrado público municipal de Piélagos consistirá en la renovación del sistema de alumbrado público de Parbayón, Arce y Oruña, que afectará, en su conjunto a un total de 51 cuadros y 2.203 puntos de luz.

Su ejecución comprenderá cinco actuaciones diferentes. Así, se llevará a cabo la comprobación de los cuadros de protección y maniobra; y la revisión de las líneas y la sustitución de luminarias equipadas con lámparas de vapor de sodio a alta presión o halogenuro metálico, de distintas potencias, por luminarias de LED.

También se procederá a la puesta a tierra de aquellas que no dispongan de su correspondiente toma y la regulación de los equipos instalados para que los valores lumínicos finales se ajusten a las características de los viales a los que dan servicio.

La instalación incluirá la actualización de los cuadros en aquellos que no se hayan renovado recientemente; la revisión y mejora del aislamiento de las líneas; el suministro y montaje de las luminarias de LED; y el desmontaje de las luminarias existentes.

"Este nuevo y último proyecto no solo proporcionará un ahorro energético debido a la disminución del consumo eléctrico de las nuevas luminarias que se instalan, sino que, además, incrementará las condiciones lumínicas de la instalación mejorando la uniformidad media de servicio, la calidad cromática de la luz y reduciendo la contaminación lumínica", ha dicho.